top of page

Él, mi ser

Pensé ser desierto,

pero él me hizo florecer.

Besó mis heridas,

las grietas de mis cicatrices hacían que secara mi ser,

pero él las aprovechó como espacios para complementarme.

Yo era una solitaria nocturna,

entonces él me llenó de luciérnagas para iluminar mi vida,

me hizo que me persiguieran las estrellas y la luna

y que yo alcanzara los deseos que se le piden a las estrellas fugaces.

Yo era una solitaria nocturna,

él me apuntó hacia la luna,

entendí su mensaje,

desde entonces no dejo de hablarle a la luna,

que ambas parecemos solitarias solo por la distancia,

pero estamos conectadas a través del universo.

Trazaba mis lunares

y acariciaba mi piel,

seguía el camino de mi columna,

aunque su destino estaba en el centro de mi pecho.


Solía estar rota,

él hizo arte a cada pieza,

hizo de mi desastre, un museo,

cada tristeza se convirtió en una sonrisa

al cambiar de perspectiva,

observándola y sintiendo artísticamente,

cada pieza era una obra maestra de mi destrucción

que a la vez me complementó.

Yo solo veía a los pájaros volar,

él me hizo sentir su vuelo

y hacer crecer mis alas.

Él me hizo tener la vida de la mariposa.

Confiaba en él para que me hiciera cosquillas,

así que era a él a quien le podía confiar mis lágrimas.

Borró las cicatrices de mi piel

y dejó sus huellas en mi ser.

Su cuerpo fue el mejor libro para leer en braille

y él era el mejor ser par hacer historia.


Antes de él,

solía contar estrellas y

darle un sentido a mi vida a través de ella,

con él, solo supe contar lunares e historias de nuestra galaxia.


Contaba sus pestañas,

que cada una llevaba un deseo,

cuando caía, éste se cumplía,

él era un ser mágico

y jamás necesitó de ningún truco,

simplemente él era su ser,

un alma tan franca

sin necesidad de máscaras.

Siempre estuve a la defensiva con todos,

pero en él descubrí la calma,

aunque por él podía hacer guerra hasta ganar su paz.

Todos los suspiros que lance por él

son la brisa del mar,

que te toca y te hace sentir lo inexplicable,

esas son mis palabras que me hacía expresar.

Todos los besos que me lanzó,

están en las estrellas fugaces

a las que les pedimos amor.


Al conocerlo, me descubrí a mí,

mi ser, aquella alma que estaba perdida por entrelazarse a otra,

pero cuando me abrazó, me la entregó.

Con él todo fue mágico,

y aunque el efecto terminó,

sigue siendo la causa de mi sonrisa.

 

Yo solo escribo, mi historia y tu interpretación de la poesía pueden ser distintas, pero siéntete libre de compartirme tu interpretación, opinión, la frase que más te haya gustado o lo que quieras en los comentarios. Gracias por leerme.


Puedes encontrarme en:

Facebook: /anammirandam

Telegram: anmirmartz

Entradas Recientes

Ver todo

Mundos conectados

Hace unos días falleció una amiga de mi abuela, durante el trayecto al funeral empezó a llover, el viaje se me hizo largo, el conductor tenía encendida la radio y ningún cantante quiso cantar, silenci

Comments


bottom of page