top of page
Buscar

He estado cazando a la decepción para no dejar de ser tu presa

Me he dado cuenta que en todo

el tiempo que ha pasado

no te he extrañado

en ninguna ocasión,

pero todavía hay veces

donde me siento tan extraña

gracias a ti

y no sé cuándo este sentimiento se irá

o si se convertirá en ira

por aún no saber manejar

lo que se estrelló, ardió y dolió.


Las flechas fueron removidas,

mas las heridas no han cerrado como deberían,

le he soplado a la sangre como si fuera una vela

y solo he avivado el fuego

mientras tú consigues mi cuerpo

para esparcirle de mis cenizas,

siempre hay algo de mí,

nunca hay nada en mí.


Ahora no me permito confiar como debería hacerlo,

he estado cazando a la decepción

para nunca dejar de ser tu presa.


Jamás ha sido tu ausencia la que me ha hecho derramar lágrimas,

pero ¿cómo se siente haberme hecho llorar?

no eres tú el ser que me gustaría que volviera,

¿y cómo se siente ser el ser que quiero que se vaya de mí?


Algunos silencios pueden llegar a ser lagrimosos,

y fueron tus palabras las que hundieron a todos los barcos,

¿estabas tratando de derribar las olas que nos ahogaban?

luego quisiste construir una casa

con la madera podrida

tratando de conservar el barco

de nuestro naufragio.


Y amo a nuestras memorias,

pero luego me convierto en una extraña en ellas.

Y nunca fue mi forma de quererte la que me rompió el corazón,

fue tu manera de quererte

como si no importara ningún otro ser.


Tendré que ir a destrozar la maquina del tiempo

antes que tú viajes y amplíes tu línea temporal

y conviertas mis costuras en suturas,

¿no te parece suficiente con conseguir mi cuerpo

para esparcirle de mis cenizas?


Nuestros carruseles se convirtieron en un revólver

y seguiste llevando la cuenta,

¿cuál era ese premio que tanto deseabas

y ninguno de mis tickets podía conseguir?

tal vez debí haberme comprado algo solo para mí.


Puedo ser yo sin ti,

solo que hay ocasiones

donde me siento extraña

gracias a ti,

y no es que extrañe a quien fui,

sino a quien jamás seré.


Ahora voy a los acantilados a gritarle al cielo

mientras debajo de mis pies se levanta el infierno

y ardo por dentro.

Entradas Recientes

Ver todo

Amor tardío

¿Cómo querías que identificara al amor tardío cuando no llegó marchito? Los eclipses son sombras, mas no todas las sombras son eclipses, ahora supongo que lo sé, ¿cómo pretendías que supiera que este

En el ideal / Marioneta

Lo mejor de mí siempre ha lucido mejor en ti, el movimiento de las cuerdas no vuelven reales a las marionetas, dime cuál es el fin que quieres de mí para saber cómo esto va a terminar, ¿realmente me q

Comments


bottom of page