top of page
Buscar

He olvidado... olvídalo, ya te recordé

He olvidado el sonido de tu voz,

pero aún tengo grabadas las canciones de amor

que escuchaba para saber de ti,

asegurarme que sí, si te amaba y estaba enamorada.

No sé donde está el error,

si cuando comencé a escribir sobre ti

o cuando no pude terminar,

aquella vez que al querer poner punto final,

le puse dos puntos más,

esos puntos suspensivos, que después de ellos,

solo he escrito tu nombre en cada hoja,

haciendo que aún estés y seas en mi historia.

He olvidado tu tacto,

pero aún no he dejado de sentir tu ser.

No sé que compone a tu felicidad,

solo sé que tu sonrisa arregla cualquier malestar.

Mis sueños se han olvidado de ti,

pero sigo recordándote en cada insomnio.

He olvidado tu carcajada,

pero sé que tu nariz solía arrugarse al momento de reír.

Cuanto amaba verte feliz,

mi deseo ya no eres tú,

mi único deseo es que tu ser siga radiante (con bienestar y felicidad),

que sigas iluminando,

porque tú eres la luz más brillante e increíble de todo el universo,

¿puedo llamarte sol?

De ti le ha hablado a cada estrella del cielo.


He olvidado como era amarte…

olvídalo, amor eterno,

y recuérdame como tu más grande amante.

 

Yo solo escribo, mi historia y tu interpretación de la poesía pueden ser distintas, pero siéntete libre de compartirme tu interpretación, opinión, la frase que más te haya gustado o lo que quieras en los comentarios. Gracias por leerme.


Puedes encontrarme en:

Facebook: /anammirandam

Telegram: anmirmartz

Comentários


bottom of page