Buscar

Historias como piezas de rompecabezas

Puedo contar distintas historias

como si fueran piezas de rompecabezas,

porque sé armar historias

y hubo un tiempo donde me encantaba armar rompecabezas,

pero no sé como empezar

y estoy en un rompecabezas que jamás se complementará.


Confundí sus piezas de rompecabezas

con piezas de arte,

de todas maneras, nunca termino lo que empiezo,

pero lo admiré en vez de inspirarme a yo también complementarme.

Me gustaban sus piezas,

pero no eran parte de mi rompecabezas,

así que nunca intenté encajar con él.

Conocí a alguien,

éramos parecidos,

pero que dos personas sean uno mismo no significa que tienen que ser iguales,

tienen que ser distintos,

así como las piezas que encajan en los rompecabezas,

rompimos nuestra cabeza tratando de olvidarnos,

pero siempre habrá una parte de nosotros.

Fuimos un reflejo

cuando queríamos ver más allá de nosotros.


Conocí a un chico

que tuvo la paciencia de ver cada pieza de mí

y estuvo ahí cuando mi corazón estaba vacío.

Tuvo la paciencia conmigo

como cuando se está armando un rompecabezas,

pero no había un rompecabezas.

Y si crees que ahora soy un desastre,

me alegra que no me hayas conocido en ese entonces,

pero fue una pieza esencial que construyó lo que soy hoy.

Me equivoqué al colocar ciertas piezas en ese lugar,

casi pierdo mi forma por tratar de encajar contigo.

Eras solo una pieza de mi rompecabezas,

no la imagen completa.


Tomaste cada pieza de mí,

ahora estoy en un cajón

como un rompecabezas olvidado.


Eras solo una pieza

y cuando te fuiste,

hubo un espacio vacío,

pero no desarmé el rompecabezas,

hubo un tiempo que no nos importaba si estábamos perdiendo o ganando,

seguíamos jugando.

Ningún rompecabezas está inconcluso,

pero movías las piezas como si fuera otro juego,

perdiste mis piezas debajo del sillón

y yo solté mis letras en cartas debajo de tu almohada,

ambos terminamos en el vacío enseguida de la cama.


Nuestras piezas encajaron,

pero la imagen era incorrecta.

¿Quién te dijo que me complementabas?

No porque me hayas gustado alguna vez

significa que me sigas gustando,

ni siquiera me sigues importando.

Fuimos más piezas de jenga cayendo

que un rompecabezas formándose.


Él me solía llamar rompecabezas

porque nos ayudamos a armarnos

y encajamos juntos,

pero el plan nunca fue complementarnos con las piezas del otro.

Él me mostró la importancia de cada lugar o ausencia de las piezas.

Fuimos un rompecabezas,

de esos que se pierden sus piezas.

Él solía armar el rompecabezas empezando por el centro,

sin saber donde terminaba su horizonte,

y yo solía empezar los rompecabezas por los extremos,

sin saber como llenar el vacío que llevaba por dentro.


Mi corazón no era un rompecabezas,

no necesitabas armarlo,

ni siquiera amarlo,

yo no necesitaba de tu amor,

necesitaba de mi propio amor,

jamás aceptaré que alguien me diga que soy suya,

porque me costo mucho ser finalmente mía y ser quien soy,

pero puedo compartir mi ser,

por fin soy libre.


Siempre me sentí un rompecabezas,

porque me rompieron desde que era una niña

y toda mi adolescencia me sentí perdida

y estaba tratando de complementarme,

pero no había ni siquiera una imagen mía en la que quisiera encajar.

Pasé años buscando mis piezas

para al final deshacerme de algunas,

porque no quiero ser lo que fui,

porque ya aprendí.

Pasé años buscando mis piezas,

tomé las mejores

y ni siquiera me importó que no me pudiera complementar.

Así que gracias a quienes me rompieron,

me sirvió para deshacerme de las partes que no me servían.

Estaba incompleta,

pero me armé de valor,

me armé con el coraje necesario para complementarme.

La pieza faltante de mi rompecabezas

siempre fui yo.


Aunque las piezas se pierdan,

yo seguiré formando mi rompecabezas.

Ya no busco complementarme,

porque ahora valoro cada pieza que está en mí porque me han hecho ser así.

 

La palabra rompecabezas tiene mucho significado para mí y todo empezó por una poesía de mi mamá, la cual me inspiro demasiado.

Como lo expliqué al principio de la poesía, no sabía como comenzar, pero terminó como debía hacerlo. La idea principal era hacer microcuentos con la trama de rompecabezas (y partes de mi vida), pero conforme los fui escribiendo me di cuenta que realmente si eran piezas que podía unir para formar una historia y/o poesía.

 

Yo solo escribo, mi historia y tu interpretación de la poesía pueden ser distintas, pero siéntete libre de compartirme tu interpretación, opinión, la frase que más te haya gustado o lo que quieras en los comentarios. Gracias por leerme.


Puedes encontrarme en:

Facebook: /anammirandam

IG: /anmirmartz

Telegram: anmirmartz

o ammirandamartz@icloud.com

1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo

Si mis emociones no estuvieran hablando, tomaría la voz y tal vez le haría caso a lo que necesito, si tan solo supiera qué es lo que necesito. Si mis emociones no estuvieran hablando, tomaría la voz y

He perdido el apetito completamente, y nada me llena ni complementa. Otra vez he perdido el apetito y no sé qué está mal, además de lo que me (des)compone. He estado tratando de no sentir ciertas cosa

Pertenezco a las lágrimas no derramadas, todo este llanto es un canto que retumba en un cántaro, esta melodía está llena de lamentos y este suspirar suena como un revólver, pero a quien apunta, no lle