top of page
Buscar

Lluvia

Sales a caminar bajo la lluvia,

para disimular tus lagrimas

con las gotas.

Te gusta pisar charcos,

hundir tus pies en el agua,

porque tienes el control para no ahogarte,

pero tus lágrimas te están matando.


Te gusta contemplar las nubes

y admirar las formas que hay,

ves más de lo que se puede observar,

pero cuando el cielo está gris no hay colores en ti.

Sabes que el cielo también tiene sus días tristes,

pero hasta con la peor de las tormentas saldrá el sol,

tú deseas que haya un rayito de luz,

esperas encontrar las luces de tu interior y poder brillar,

estás cansada de caminar en un camino que parece no tener final,

estás cansada de caminar a oscuras sin saber como debes de mirar.

Te gusta caminar,

te diriges a cualquier lugar sin saber donde vas a parar,

confías en tus pies y deseas que te lleven a un gran lugar,

quieres encontrar tu propio sitio, porque te has cansado de vivir en un campo de batalla.


Tienes la misma rutina en tus distintos días,

¿en qué momento empezaremos a vivir la vida que realmente queremos?

Muchas personas aman la lluvia,

disfrutan de sus gotas, son chispas de felicidad,

otras personas les encanta poder disimular bajo la lluvia,

¿qué es lo que tú amas de la lluvia?


El cielo está gris

y tu vida en blanco y negro,

en tu ser hay colores que aún no se han descubierto,

pero tienes miedo de pintar tu vida,

y te dedicas a dibujar sonrisas vacías.


Hay que pisar charcos y no tengamos miedo de hundirnos,

respiremos y no nos ahoguemos en nuestros pensamientos.

Las gotas de lluvia jugaran carreras en los vidrios de los coches,

hay que apostar por ellas y ganemos nuestra vida.

 

Yo solo escribo, mi historia y tu interpretación de la poesía pueden ser distintas, pero siéntete libre de compartirme tu interpretación, opinión, la frase que más te haya gustado o lo que quieras en los comentarios. Gracias por leerme.


Puedes encontrarme en:

Facebook: /anammirandam

Telegram: anmirmartz

Entradas recientes

Ver todo

Orfandad, 1941.

En esta orfandad ¿quién se quedará?, ¿qué me quedará en el alma fúnebre: otra muerte? ¿Quién me tomará en los brazos?, ¿acaso has olvidado a tu propia hija?, ¿en qué pecho descubriré mi propio latido?

コメント


bottom of page